fbpx Las mejores mantas eléctricas para cama • CompraMejor México Saltar al contenido

Las mejores mantas eléctricas para cama

En invierno ponemos en funcionamiento la calefacción para estar lo más confortables posible dentro de nuestras casas. En el momento del baño, abrimos el grifo unos minutos antes para que el agua esté a nuestro gusto. Incluso, más de una vez hemos sentido el placer de colocarnos una prenda recién planchada y que el calor nos recorra el cuerpo.

Pero ¿y en el momento de acostarnos? La sensación de meternos en la cama con las sábanas frías no es para nada agradable. Unos expertos han probado las mantas eléctricas, no solo para que podamos calentar la cama, sino para poder pasar largas tardes de invierno en el sofá arropados placenteramente y disfrutando un libro o un té. La responsable de estos placeres será la manta eléctrica Medisana HU665.

¿Por qué una manta eléctrica?

Principalmente porque pasar frío no es agradable. En el momento de acostarnos, calentar la cama hace que la sensación de meternos en ella al acostarnos sea una sensación mucho más placentera.

Algunas personas, cuando pasan frío por la noche por estar mal arropadas, no suelen descansar de forma adecuada. Incluso puede ocasionarles dolencias en el cuerpo, como dolores en los huesos o malestar muscular.

También son utilizadas para relajarse, puesto que distienden los músculos y las articulaciones.

Recomendaciones

Lo principal, el tamaño de la manta. Si vamos a utilizarla para la cama debemos tener en cuenta su tamaño para buscar la manta que mejor se adapte. Algunas mantas para camas matrimoniales permiten que cada lado de la manta se regule de forma independiente.

La potencia de la manta dependerá del tamaño y de la temperatura que alcance. Cuanto mayor sea la manta, más potencia y más temperatura. En general la potencia de las mantas suele estar entre 50 a 150 W y las temperaturas que alcanzan varían de 20 a 40 ºC.

Niveles de temperatura. Muchas mantas ofrecen de 2 a más de 6 niveles de temperatura. Las que más opciones nos brinden serán las más costosas. Pero esto no ocurre entre las que tienen dos o tres niveles de temperatura: por el precio de una manta con dos temperaturas podemos conseguir una con tres temperaturas.

Si lo incluye, el apagado automático funciona cuando la manta alcanza la temperatura indicada o si programamos su apagado. Es ideal si vamos a dormir con ella, ya que evitará que estemos mucho tiempo expuestos a un calor excesivo; en caso de que no lo tuviera, no es recomendable dormir con la manta. La factura de la luz también lo agradecerá.

Si tenemos alergia a algunos textiles, tenemos que tener en cuenta el tipo de material. Muchos suelen ser sintéticos y poco transpirables. Lo ideal es encontrar una manta que sea agradable al tacto y que permita que nuestro cuerpo respire correctamente.

Para lavar la manta, hay que tener en cuenta las indicaciones de la etiqueta como en todo textil, y cumplirlas al pie de la letra. Algunas pueden lavarse a máquina (incluso secarse), mientras que otras solo pueden lavarse a mano. Si requiere lavado en seco, debemos recurrir a una tintorería.

No debemos plegar la manta eléctrica cuando aún esté caliente, puesto que se podrían dañar los cables internos que la recorren; o utilizar la misma si la hemos lavado y aún no está seca, porque si bien su voltaje no sobrepasa los 24 voltios, no es aconsejable su conexión a la corriente eléctrica.

Si vamos a dormir con ella, lo aconsejable es colocarla sobre la sábana. Si sólo vamos a utilizarla para calentar la cama, podemos colocarla sobre la sábana bajera, pero luego debemos retirar la manta en el momento de acostarnos. Al dormir, la exposición de la piel al calor de la manta durante un período largo de tiempo, podría ocasionarnos alguna quemadura leve.

Tampoco es recomendable su uso en embarazadas, niños y bebes muy pequeños, personas con marcapasos, diabetes o problemas graves de salud. En éstos casos, lo mejor antes de su uso, es consultar con un especialista.

No hay que confundir un calienta-cama eléctrico con una manta eléctrica. Los primeros suelen ser de materiales más rígidos y se colocan entre el colchón y la sábana bajera.

La favorita: Medisana HU665

Gran marca en artículos para el cuidado personal y de la salud, que no puede estar ausente en esta comparativa, ya que sus productos además de ser de calidad son accesibles.

Con un tamaño de 150 x 80 cm, es ideal para las tardes en el sillón o incluso se puede utilizar en camas de hasta 200 x 100 cm. Algunos expertos señalan que puede ser apta para camas matrimoniales, solo que puede quedarse un poco justa. También otra opción es utilizara en una de las mitades de las camas y solucionar el eterno dilema en las parejas, en el cuál uno siempre tiene más frio que otro.

Otros expertos sostienen que al no ser tan grande, es mucho más cómoda utilizarla en el sofá ya que no arrastra por el piso y es más liviana de manipular; sobre todo para las personas mayores a las que este tipo de mantas además de ayudarlos a pasar el invierno cómodos en el sofá, les brinda un gran alivio con dolores articulares o musculares.

Un detalle no menor, es la longitud de su cable de 200 cm que nos permite utilizar la manta en cualquier lugar sin preocuparnos por la proximidad con el enchufe.

Sus tres niveles de temperatura, nos permiten seleccionar la que mejor se aclimate a nuestro cuerpo. El único detalle es que en el mando los números son muy pequeños y del mismo color, y por las noches o para las personas mayores puede ser un poco dificultoso leer la selección de temperatura. Algunos expertos suelen valerse del relieve de los números para saber a qué temperatura está, pero no es un recurso accesible para todos.

Su potencia es de hasta 60 W; como detalle de seguridad, cuenta con un sistema contra el sobrecalentamiento y se apaga automáticamente luego de 180 minutos, así que si nuestra intención es utilizarla mientras dormimos es ideal, ya que no pasaremos calor demás.

Un detalle de diseño, es que cuenta con unas bandas elásticas que permiten que la sujetemos a los bordes de la cama para mantenerla fija durante toda la noche.

Confeccionada con un textil libre de productos químicos, transpirable y muy suave al tacto. Los detalles del ribete en sus terminaciones y la textura de su diseño le aportan calidad y estética.

Su mando es desmontable, lo que hace que pueda lavarse en la lavadora con una temperatura inferior a 30º, o de forma manual.

Otras opciones

Sunbeam

Rebajas

Sunbeam es una marca que como bien ellos dice nos brindan “soluciones para todos los días”  en las cuestiones hogareñas y que además tratándose de mantas térmicas o terapéuticas tienen varios productos en su haber.

Con la posibilidad de elegir entre 4 grandes tamaños se ajusta a muchas de las camas incluso las más grandes como las Queen o King size. Otra de las opciones como bien nos apuntan los expertos, es que sirve para cobijar a toda la familia en el sofá en una tarde de invierno, palomitas y películas.

Fabricada en poliéster pero con una textura muy suave, similar a la manta polar que se utiliza para arropar a los bebés. Su construcción canalizada hace que el calor se distribuya de manera uniforme y llegue a todos los rincones de la manta.

La temperatura se controla desde un termostato ergonómico y grande, algo que las personas mayores van a agradecer porque es mucho más cómodo de manipular e incluso los números que indican la posición del termostato son mucho más legibles que en otras mantas de este tipo. Cuenta con 10 selecciones de temperatura y apagado automático al cabo de 10 horas, más que suficiente si pretendemos ir a la cama con esta manta.

Algunos expertos han notado que los cables se pueden sentir un poco al tacto, pero nada que con el uso frecuente no nos podamos acostumbrar.

Si nos preocupa que con los usos se pueda manchar, no hay inconveniente alguno para lavarla ya que es apta para máquinas lavadoras y secadoras. Además sus fibras de poliéster repelen mejor las manchas, como pueden ser las de una taza de té o café caliente que a veces nos acompañan mientras nos acurrucamos.

Cabe destacar que la marca también tiene una gran variedad de estas mantas, y para los que somos más indecisos han creado una escala de “suavidad” que nos ayudará a decidirnos: suave, extra suave, ultra suave y suavidad premium. Como dato, la que han elegido los expertos es extra suave.

Serta

Rebajas

Una manta eléctrica de lo más agradable para utilizarla tanto en el sofá como en la cama. Y es que este modelo de la marca Serta está fabricado por un lado de microfibra de poliester y por el otro de forro polar. El resultado es una manta ligera y suave para disfrutar de un rato de calor.

Con un tamaño de 50 x 60 pulgadas (127 x 152 centímetros) esta manta tiene un mando en el que se pueden controlar los cuatro niveles de calor que se pueden elegir. Para mayor seguridad cuenta con una función de apagado automático a las cuatro horas para que te olvides de tener que apagarla.

El cable para enchufar la manta mide más de dos metros y medio y está disponible en varios colores (beige, gris, chocolate, rojo y azul).

SoftHeat

Rebajas

Esta manta se caracteriza principalmente porque funciona a bajo voltaje para ofrecer máxima seguridad durante su uso. La marca SofHeat transforma la fuente de alimentación de corriente de 120V de pared a una de bajo voltaje de corriente continua (25V).

Además posee la tecnología ‘Safe and Warm’ que utiliza unos cables dentro de la manta ultra finos mucho más delgados que las de otros modelos que son imperceptibles en el cuerpo. Con un pequeño mando puedes elegir hasta cuatro tipos de calor.

Disponible en cuatro tamaños (individual, doble, king y queen) está hecha de microfelpa que se puede lavar y secar a máquina. No le falta la función de apagado de seguridad automático después de diez horas de uso.

Biddeford

Rebajas

Una opción más económica que las anteriores pero que también puede servir para calentarnos cómodamente. Esta manta está fabricada 100% poliéster con un agradable tacto en contacto con nuestro cuerpo.

Este modelo cuenta con una amplia gama de posibilidades para elegir el calor ya que tiene hasta 10 opciones gracias a un mando analógico.

Disponible en cuatro tamaños (individual, doble, king y queen) y en cuatro colores (beige,azul, verde y blanco). Se puede lavar a máquina sin problemas y tiene cinco años de garantía En definitiva, una buena elección por un precio más asequible.

Última actualización el 2019-09-18 at 00:28 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados